Dolido. Así se mostró el entrenador de Colo-Colo, Mario Salas, tras lo sucedido en el Estadio Monumental donde el partido fue suspendido a los 75 minutos tras la pirotecnia que fue lanzada al terreno de juego.

Estoy dolido con lo que pasa, apesadumbrado, es una situación que uno espera no vivir, sobre todo en un estadio. Esperemos que las autoridades, y los clubes en sus organizaciones de partidos, velen por la seguridad de los jugadores”, sostuvo Salas.

Sobre el desarrollo del partido dijo que “uno no sabe por donde empezar, porque más allá del resultado deportivo en un primer tiempo bastante parejo donde Católica comenzó mejor que nosotros y después nosotros equiparamos y terminamos mejor y en el segundo tiempo lo mismo acontece lo que pasa estoy muy dolido por lo que sucede y espero que no pase nunca más. Estoy dolido por lo pasado y por lo que vivió un jugador nuestro”.

Finalmente, dijo que “nos gustaría terminar el partido pero es una decisión que lógicamente deben tomar las autoridades”. 

Partido Colo-Colo vs. U. Católica suspendido