Ya está aquí el primer clásico del campeonato. El Cacique llega con tres victorias y un empate que lo tenían como puntero exclusivo antes del inicio de esta fecha. El partido pasado empatamos por primera vez en el campeonato ante el difícil Cobresal en la altura de El Salvador. Mientras que Universidad Católica viene de dos triunfos seguidos: Uno en el torneo ante La Calera y otro por la Libertadores frente a Central.

En el historial Colo-Colo ha ganado 78 partidos, Católica 51 y hemos empatado 46. En total el Cacique ha convertido 317 goles y Universidad Católica 247 en los 175 partidos en los que nos hemos enfrentado. En los últimos 10 partidos que hemos jugado en el Monumental hemos ganado 4, mientras que la UC se llevó los tres puntos en dos ocasiones. Los otros cuatro han sido empates. Nuestra última derrota en el Monumental con los cruzados fue en 2015.

De la importancia del partido, de jugar contra un equipo al que dirigió y del momento del equipo habló Mario Salas el jueves recién pasado en rueda de prensa.

Las lesiones nos han afectado. Mago Valdivia no se alcanzó a recuperar para este partido, tampoco Javier Parraguez y Ronald De la Fuente tiene para un par de meses. Lo positivo es que Paredes y Mouche entraron a la citación y podrán ver acción este mediodía. De todas formas es difícil que Mario Salas haga muchos cambios en el equipo porque viene funcionando bien incluso con las modificaciones del último partido como fue el ingreso de Felipe Campos por derecha y el Torta por izquierda.

Católica también tiene lesionados. Saavedra no ha podido debutar en el torneo, es baja Lanaro y Buonanotte vine saliendo de una lesión. Eso ha hecho que el puesto de enganche sea ocupado por César Pinares quien se ha visto cómodo jugando en esa posición. Por los costados aparecen Fuenzalida y Puch, mientras que en el centro del campo Aued es fijo y ha visto rotar a sus acompañantes: Fuentes, Lobos y Carreño han ocupado ese lugar. En la zaga Valber Huerta y Kuscevic son los titulares ante la ausencia del central argentino.

La semana ha estado marcada por la alegría y el optimismo en el grupo. El equipo se siente en confianza.